Bunbury, MTV Unplugged

Hace un par de semanas que tengo en mis manos el MTV Unplugged de Enrique Bunbury, grabado en México junto a su banda Los Santos Inocentes. Como curiosidad, Bunbury es el segundo artista español en grabar un MTV Unplugged desde que lo hiciera, hace 15 años, Alejandro Sanz.

Desde luego, quien esperara una recopilación de sus grandes éxitos en formato “desenchufado” se llevará una gran decepción. Una vez más el maño arriesga, tanto en formato como en la selección del set list, presentando, por una parte, un puñado de diez canciones poco -o menos- exploradas de su carrera en solitario y por otra, cinco versiones radicalmente sorprendentes de canciones bien conocidas de su época en Héroes del Silencio.

La primera sorpresa del disco es la canción ‘Dos clavos a mis alas‘, compuesta por Enrique para Raphael pero que nunca había aparecido en un disco oficial del mismo, aunque sí en las maquetas filtradas de lo que iba a ser su álbum ‘Bizarros’.

Muy interesante también la versión de ‘Planeta Sur‘, -contenida en su primer álbum en solitario ‘Radical Sonora‘-, con Vetusta Morla.

Mención aparte merecen las cinco versiones de Héroes del Silencio contenidas en el disco: ‘la Sirena Varada‘, ‘el Camino del Exceso‘, ‘Avalancha‘, ‘Mar Adentro‘, y ‘la Chispa Adecuada‘. En primer lugar por lo excepcional del hecho: muy raramente Bunbury había incluido en su repertorio en directo, desde que diera inicio a su etapa en solitario en 1996,  canciones de su ex-banda. En segundo lugar, por los arreglos tan alejados de las versiones originales, pero que sin embargo, encajan a la perfección con la atmósfera creada en este directo.

 

Anuncios

Nacho Vegas, Canciones Inexplicables 2001 – 2007

Nacho Vegas -  Canciones inexplicablesHace tiempo que buscaba los primeros trabajos de Nacho Vegas y aunque no soy muy amigo de recopilatorios (siempre prefiero la obra original), no he podido resistir la tentación de hacerme con “Canciones inexplicables (2001-2007).

“Canciones inexplicables (2001-2007)” es un doble recopilatorio que, con 23 canciones recorre la primera parte de la trayectoria en solitario de Nacho Vegas, desde su primer disco, “Actos inexplicables“, hasta su disco compartido con Christina Rosenvinge, “Verano fatal“, pasando por todos sus álbumes y epés, incluido el disco compartido con Enrique Bunbury. Por número de canciones, están muy bien representados los álbumes “Actos inexplicables” (2001), “Cajas de música difíciles de parar” (2003) y “Desaparezca aquí” (2005).

No recuerdo exactamente dónde leí que la música de muchas de las canciones de Nacho tiene un tono alegre, aunque las letras no lo sean y que, como en muchas canciones populares, eso permite combatir lo doloroso que cuentan. No se puede resumir mejor…

Destacable y muy de agradecer el libreto que acompaña a este recopilatorio, con las letras de las canciones y comentarios del propio Nacho Vegas sobre el origen e intención de cada una de ellas.

La sociedad Raphael-Bunbury

Raphael es un viejo conocido de estas páginas al que sigo bastante de lejos, aunque con admiración y respeto. Sin embargo, extrañamente aún no tenía ningún disco suyo en mis estanterías. Hace unas semanas me hice con dos de sus trabajos más recientes donde además Enrique Bunbury firma varias colaboraciones: ‘De vuelta‘ (2003) y ‘Cerca de ti‘ (2006).

La admiración entre Raphael y Bunbury es mutua desde que el primero versionara ‘Maldito duende‘ en el 2001 (aunque dicho sea de paso, la versión no quedara muy lograda). Desde entonces son varias las composiciones creadas o cedidas por Enrique a Raphael. Probablemente las más conocidas son ‘Desmejorado‘ y ‘Ahora‘, ambas un traje a medida en la voz del histriónico Raphael.

Más  allá de estos dos clásicos, en estos discos he podido redescubrir algunas joyitas como ‘Dos clavos a mis alas‘, para mí, una de las más brillantes. Esta canción tiene una curiosa intra-historia ya que inicialmente  iba a ser incluida en el disco de Enrique ‘Bizarros‘ que finalmente no vio la luz (en su lugar se publicó Flamingos). Pues bien, las maquetas de Bizarros fueron filtradas durante la preparación del álbum y ‘Dos clavos a mis alas’ fue rebautizada arbitrariamente como ‘Cementerio en mis zapatos‘, imaginamos por la parte que dice ‘…pon dos clavos a mis alas / y cemento en mis zapatos rotos / y tírame al mar…

 

Erentxun, 24 Golpes

Hace ya varias semanas que tengo en mi poder el nuevo trabajo de Mikel Erentxun, “24 Golpes”, aunque hasta hoy no me he decidido a hacer una primera valoración.

Grabado en agosto del año pasado en Nueva York, en el estudio de Henry Hirsch, en únicamente 14 días y en formato analógico, sorprende a primera escucha por su sonido retro, directo, austero y mucho más eléctrico que los anteriores trabajos de Mikel en solitario.

La voz de Erentxun suena en esta ocasión mucho más ronca, rasgada y grave de lo habitual, incluso forzada, llegándose a confundir en algunos fragmentos incluso con la de su ex-compañero en Duncan Dhu, Diego Vasallo.

En general, creo que es un disco que lucirá mucho más en directo. Nos veremos las caras para comprobarlo el 20 de abril en San Sebastián. De momento, mis favoritas: “Cuervos blancos” y “Samurai“.

Héroes del Silencio, Live in Germany

Que una discográfica edite un disco en directo de un grupo disuelto hace 15 años es muy poco frecuente. Que además el material disponga de una cuidada presentación y tres formatos diferentes (digipack con CD y DVD, estándar y LP), es una anomalía en un sector que languidece cada día que pasa. Que el lanzamiento sea acogido con fervor casi religioso por los seguidores del grupo, hasta prácticamente agotar existencias a las pocas horas (¡tres tiendas tuve que recorrerme para hacerme con mi ejemplar!), es realmente excepcional.

Y es que 18 años después, Héroes del Silencio, el grupo español de rock más internacional de la historia, publica Live in Germany, un directo grabado el 2 de octubre de 1993 en Koblenz (Alemania) por la cadena alemana SWF3.

Los únicamente 4 discos de estudio publicados por la banda de 1988 a 1995, han dado para una discografía oficial que incluye ¡6 directos!, un disco de rarezas, varias recopilaciones y ediciones de coleccionista y para una discografía ‘no oficial’ paralela con  decenas de ‘piratas’ (algunos muy cotizados); además de varios libros biográficos del grupo. Algo, sin duda, exclusivamente al alcance de bandas de leyenda.

Live in Germany recoge uno de los numerosos conciertos que HdS ofreció en Europa entre 1992 y 1993 (posteriormente continuarían visitando periódicamente Alemania, Suiza, Austria, Francia, Dinamarca, Suecia, Finlandia e Italia; aunque con una frecuencia mucho menor que en estos años debido al inicio de las giras mundiales y el despegue del grupo en Latinoamérica y EEUU). La ‘nave’ ya no se pararía hasta 1996…

Esta grabación muestra a unos Héroes en todo su esplendor, – excesivos y barrocos- y refleja fielmente el proverbial poderío de la banda en directo. En realidad, nada que sus seguidores no conocieran ya por medio del resto de grabaciones audiovisuales de las que se dispone, como ‘El ruido y la furia‘ (¡qué nombre tan apropiado para un directo de los HdS!).

Si acaso, el nuevo material satisfará la curiosidad de observar al público alemán ante tal contundente capacidad escénica. De mayor interés resultará comprobar el clímax que se alcanzaba con ‘Decadencia‘ en esa época, -casi 13 minutos de rock salvaje y adrenalínico-, que en el mencionado ‘El ruido y la furia’ resultaron lamentablemente reducidos a sus dos minutos iniciales.

 

Hacia lo salvaje, La zona sucia y Todo llegará

Se acerca el otoño y hay que ir pensando en hacer acopio de buen material. Hoy me he agenciado el -probablemente- lanzamiento más mediático del año en España: ‘Hacia lo salvaje‘ (Amaral), el último trabajo  del cantautor maldito Nacho Vegas‘,  ‘La zona sucia‘ y el primero de Rebeca, -Rebequita- Jiménez, ‘Todo llegará‘.

Necesito un viaje largo en coche para empaparme bien de todas estas nuevas (y antiguas) canciones.



Salitre48, 10 años

Cuando pienso en Salitre48 no pienso en una calle; pienso en una playa, en carreteras secundarias, en un hotel de Conil de la Frontera, en un par de botas sucias, en puentes que se cruzan en ambos sentidos, en un café en el puerto de Mahón, en un ron con coca-cola en el ‘Wild Thing’, en una bandada de gaviotas en la costa del norte, pienso en primavera, pienso en un otoño de párpados caídos, en un libro de poemas de Bukowski, en un atardecer en Porto Colom, en una colección de lunas llenas, en una verbena de barrio, pienso en mis amigos y en Violeta, en un verso de García Montero que dice “vivir es ir doblando las banderas”.

Pienso en bailarinas, en camareras, en peluqueras, en agentes de policía, en cantantes de orquesta, en Susan Sarandon en la última escena de ‘Atlantic City‘, en Darío Grandineti en ‘El lado oscuro del corazón’, pienso en septiembre, pienso en hierba, en olivos, en lolitas de extrarradio, en pájaros mojados, en clubs destartalados, en una estación de tren.

Pienso en sesión de madrugada, en viernes por la noche, en una montaña rusa, en ropa interior tendida al sol, en aviones que despegan, en Madrid amaneciendo tras una noche de copas, o caminando por una Barcelona solitaria el día de Navidad. Pienso en un billete de ida a la ciudad del viento, en el sol entrando por la ventana de una casa desvencijada por los ladrones, en un piano tocado con dedos de cemento mientras afuera pasa el Carnaval. Cuando pienso en Salitre48 oigo tus pasos subiendo la escalera de madera, cruzar el pasillo, llamar a la puerta, entrar en casa…

De esta manera tan evocadora describía el propio Quique González ‘Salitre48‘, su segundo y mágico álbum. Este mes se cumplen 10 años desde la publicación de este trabajo de culto y el programa  ‘Como lo oyes‘ de Radio 3 ha invitado a varios artistas para que interpreten algunos de sus temas a modo de homenaje.

La Granja, Azul Eléctrica Emoción

La Granja fue uno de los grupos que más escuché en mi época de estudiante en la Universidad, seguramente influido por gran número de compañeros mallorquines con los que conviví en esa época en mi Colegio Mayor.

Aún conservo en pefecto estado sus primeros cuatro trabajos en formato vinilo y recientemente adquirí online el último de sus trabajos publicados: Tobogán, en 2003. Siempre pensé que su relativamente moderado éxito comercial no se correspondía con la calidad de su pop-rock, fresco, juvenil y desenfadado.

Hoy he recuperado el que -en mi opinión- es el mejor disco publicado por la banda: Azul Eléctrica Emoción (1989). Se trata de un trabajo sencillo pero repleto de estupendas canciones, algunas de ellas verdaderos himnos de juventud: ‘Persiguiendo una luz‘, ‘Inés (que te folle un pez)’, ‘La mala traición‘, ‘Magia en tus ojos‘ (original de Billy Brag), entre otras.

Me gustaría recuperar estos primeros trabajos en formato CD, aunque ignoro si se reeditaron, así como conseguir uno de los últimos trabajos: ‘El Efecto Dominó‘, que parece agotado; si alguien puede informarme se lo agradeceré.

Desafortunadamente, nunca logré verlos en directo, de hecho es de los pocos grupos de culto (si no el único) que me falta, pero aquí dejo una muestra de sus primeros dierctos: ‘Los chicos quieren diversión‘:

Bunbury, Gran Rex

Hace un mes aproximadamente que tengo en mis manos la edición limitada de Gran Rex, el directo grabado en Buenos Aires durante los días 3, 4 y 5 de noviembre de 2010 y que ilustra lo que fue la gira de ‘Las consecuencias‘ durante el 2010.

La edición de coleccionista incluye, -además del doble CD-, un triple vinilo de alta calidad, el documental ‘Lo que más te gusto de mí‘ (en realidad poco más que 5 canciones en directo) y diverso material promocional (fotos, pase de la gira, etc.).

He tenido que esperar unas semanas para poder escuchar tranquilamente los 3 vinilos en mi nuevo tocadiscos pero la experiencia ha valido realmente la pena. Como es habitual, Enrique y su banda demuestran la calidad y contundencia de su directo, algo seguramente al alcance de muy pocas bandas hoy en día.

Impresionantes la revisión del ‘Anzuelo‘ y ‘Lady blue‘, ésta última en la versión que se estrenó durante la gira de ‘Hellville‘ y que por fin consigo tener para el recuerdo.

Hechizo, ¿tributo a Bunbury y HdS?

“22 grandes artistas de diferentes países rinden tributo a Bunbury y a Héroes del Silencio recreando sus canciones en Hechizo“. De esta manera se promociona el doble CD que tengo en mis manos.

Vaya por delante que no soy muy amigo de los discos ‘tributo”, de hecho no recuerdo ni uno de ellos que me haya conseguido atrapar como lo hicieron las canciones del artista o banda original.

‘Hechizo’ ha conseguido definitivamente que no vuelva a comprar un disco que lleve las palabras ‘tributo‘ u ‘homenaje‘ en su portada. Tras la primera ávida escucha me dije: “tienes que dar algo de tiempo a que las canciones maduren, crezcan en un envoltorio tan distinto al conocido”. Ni por esas, no sólo no maduran sino que aún revelan más sus carencias y la falta de energía y emoción en la mayoría de interpretaciones. Entiendo que no hubiera mucho presupuesto, -sólo hay que fijarse en la portada-, pero es que algunas de las bases son patéticas. Con tributos como éste, ¡quién necesita enemigos!

Para ser justos, creo que Andrés Calamaro, Ariel Rot, Sober, Jaime Urrutia, Quique González, Loquillo y Raphael sí consiguen en mayor o menor medida hacer realmente suya la canción y transportarnos con su interpretación a lugares cercanos a las versiones orginales.

Mención especial me parece la interpretación de Macaco en ‘Canto (el mismo dolor)‘. ¿Quién permitió incluirla en la publicación final? ¡Qué le detengan! ¿Cómo es posible destrozar de esta manera una canción tan bella hasta transformarla en una rídicula e impersonal pachanga?

Personalmente, echo de menos en este tributo a artistas con los que Bunbury ha colaborado en el pasado o al menos más afines en lo musical y que sin duda hubieran contribuido sabiamente a elevar el nivel de este supuesto homenaje: Shuarma, Santiago Auserón, Mikel Erentxun, Julieta Venegas, Nacho Vegas, Niños del Brasil y sí, ya sé que es imposible,… Amaral.