4 canciones que no son para el día del padre

Se acerca el día del padre y no he podido evitar recordar algunas composiciones dedicadas a la figura paterna donde ésta no necesariamente resulta glosada con admiración por el hijo.

Ciertamente, la historia del rock es abundante en canciones que ventilan sin complejos los desencuentros padre-hijo, airean conflictos generacionales o directamente destilan odio hacia la figura paterna. Afortunadamente, por lo general, la figura materna sale mucho mejor parada, pero eso lo dejaremos para otro día.

Algunas de ellas condensan letras sutiles, donde sólo un oído entrenado o conocedor de la intrahistoria personal del compositor, adivinará el destinatario de los reproches; otras, en cambio, utilizan mensajes mucho más directos, descarnados e hirientes.

Como siempre, no pretendo hacer una lista exhaustiva ni mucho menos representativa. Veamos algunos ejemplos:

1.- ‘La Carta‘, de Héroes del Silencio. Sutil pero firme mensaje de Enrique a su padre en 1990, en el momento en el que la familia de éste se oponía con mayor dureza a la carrera de rockstar de su hijo

 

2.- ‘El blues de la generación perdida‘, Amaral. Siguiendo la línea de HdS, pero con dosis de optimismo final por la reconciliación y el entendimiento

 

3.- ‘El ángel Simón‘, de Nacho Vegas a la muerte de su padre. Quizás la más cruda, cruel, irónica y descarnada de todas, con ese punto de humor negro que caracteriza a Vegas

 

4.- ‘Adiós papá‘ de Los Ronaldos. En tono mucho más festivo y desenfadado, todo un clásico juvenil

 

¿Y tú? ¿Qué canción le dedicarías -o no- a tu padre en su día?

Anuncios